viernes, 8 de febrero de 2013

Messerschmitt español HA-1112 M1L "BUCHÓN"


 Messerschmitt español HA-1112 – M 1 L – “BUCHON” C-4K

(Foto Ejército del Aire)

   La necesidad de renovar el material de la aviación de caza en España, obligó al Estado en el año 1943, a convocar un concurso con la finalidad de fabricar aviones de combate, dado que el remanente de aviones de que se disponía tras haber finalizado la guerra, cada día se hacía más difícil su mantenimiento.

   La única alternativa, era la adquisición de licencias de fabricación en otros países, pero dada la situación política de España, el único país que podía estar dispuesto a facilitarlas era Alemania, por lo que se optó por el caza Messerschmitt Me-109-G, del que se adquirieron 25 unidades de este modelo que habrían de servir de molde como prólogo a la fabricación en serie por parte de la empresa la  Hispano Aviación, S.A.  con sede en Sevilla.

  Sin embargo, las circunstancias de la guerra mundial, impidieron la llegada a España de estos aviones completos, solamente pasaron los Pirineos los fuselajes, alas y trenes de aterrizaje. La Hispano Aviación tras infructuosos esfuerzos tuvo que diseñar y construir el conjunto de cola, y estudiar que tipo de motor podría sustituir al extraordinario Daimler- Benz.

   Una vez terminados estos primeros 25 aparatos, se les adaptaron los motores Hispano Suiza HS-12-Z-89 de 1300 h.p. que fueron entregados al Ejército del Aire en 1947 siéndoles asignados el código C.12 y por factoría HA-1109-J

   En 1951 se entregaron 38 unidades más, con  motor HS-12-Z-17 algo más potente de 1400 h.p., denominados C-4J y modelo  HA-1109-K.

   Debido a los múltiples problemas que ambas motorizaciones presentaban, finalmente la industria aeronáutica decidió en 1953, la adquisición de un buen número de motores de la prestigiosa firma Rolls-Royce, modelo RR-500/45 Merlin de 1650 h.p., (que equipaba los cazas Spitfire).

   La adaptación de este motor a la célula del Messer no fue nada fácil, pues se tuvo que proyectar la bancada y un nuevo capó, lo que afeaba la aerodinámica y el diseño del original  Messer, pese a ello, fue un gran mérito de los ingenieros de la Hispano su perfecto acoplamiento. Con esta nueva variante el aparato recibió la nomenclatura por parte del Ejército del Aire de C-4K, y modelo de fabricación H.A. 1.112 M 1 L,

   Siendo el rediseño del morro lo que originó que en la propia factoría se le bautizara con el apelativo de “Buchón”, del que habrían de fabricarse  171 unidades hasta el año 1965, que fueron dados oficialmente de baja, aunque 3  años más tarde unos cuantos ejemplares fueron puestos en vuelo para la filmación de la película “La Batalla de Inglaterra”

  Durante años estos aviones constituyeron el 71 Escuadrón que se creó en Tablada (Sevilla) operando con posterioridad en el Copero (Sevilla)

   Avión extraordinario especialmente en vuelo, con las típicas limitaciones de su estrecho tren de aterrizaje, así como su tendencia a los caballitos, debido a su  par motor, lo que requería una especial atención de sus pilotos en los despegues y aterrizajes.

  Nota: Tanto los motores Hispano Suiza, como el RR. Merlín, tenían el sentido de giro a la derecha, contrariamente al Daimler-Benz que lo hacia a la izquierda.

  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada